Chistes / Otros chistes

Señor micrero...

-Señor micrero, ¿cuanto cuesta la micro?
-$320
El pasajero se sube y dice:
-¡Bájense todos que compro la micro!
Chistes / Otros chistes

Dos ancianos añoraban...

Dos ancianos añoraban casarse, así que se dirigieron al cura más cercano. Cuando llegaron el cura les preguntó, ¿en qué les puedo ayudar?

El anciano le responde: ¡Deseamos casarnos!

Comienzan una pequeña charla, ya que el cura no los quiere casar, debido a que por su avanzada edad si sostenían relaciones continuamente uno de los dos podía morir. Al final llegan a un arreglo y deciden que únicamente pueden hacer el amor cada quince días.

Durante un largo tiempo los ancianos cumplen con este requisito, cuando en una noche
la anciana se dirige muy cautelosamente hacia la habitación del anciano. Cuando el anciano se da cuenta de la presencia de su esposa le dice:

MIJA, acuérdese del compromiso que hicimos con el cura de solamente hacer el amor cada quince días, y recuerde que apenas ayer fue el día.

Y la venerable anciana le contesta:

¡MIJO, ES QUE YO VENGO A VER SI ME ADELANTA UNA QUINCENITA!
Chistes / Chistes de médicos

Llega uno al médico y le dice...

Llega uno al médico y le dice:
-Doctor, cuando me toco aqui me duele. Y aqui también. Y aqui. Y aqui...
A lo que el médico le contesta:
-Amigo, usted lo que tiene es el dedo roto.
Chistes / Chistes de familia

Una mujer cansada e indignada...

Una mujer cansada e indignada de escuchar discusiones entre su marido y su mamá, le dice al marido:
Por favor negro, hacéme un favor, andá a la casa de mi mamá y hablále bien, intenta acercarte, sólo Dios sabe cuánto tiempo más la tengamos con nosotros.
El marido le responde:
Está bien, gorda, lo voy a hacer, pero que conste que lo hago por vos.
Llega a la casa de su suegra, golpea y ahí se encuentran, el hombre amablemente le dice: Hola suegrita, ¿cómo anda?, ya la estábamos extrañando.
La suegra sorprendida lo mira y le dice:
Bien acá ando, intentando descansar.
Y el hombre pregunta:
Mire suegrita, ¿usted cree en la vida después de la muerte?
Sí, responde la suegra.
Bueno si usted se muriera, Dios no lo permita, ¿en qué animal le gustaría reencarnarse? Mmmmmmmmm, me gustaría en una víbora, le responde la suegra.
Y el hombre dice:
¡Noooo! ¡Pero tiene que ser algo que nunca haya sido!
Chistes / Otros chistes

Un bebé cocodrilo le...

Un bebé cocodrilo le pregunta a su papá:
Papá, ¿algún día tendré mucho dinero?
Sí, hijo.
¿Cuándo papá?
¡Cuando seas billetera!